Leche: ¿Influye en la preparación de un buen café?

Más allá del espresso, existen numerosas formas de tomar café: café con leche, cortado, capuccino, latte, latte macchiato o “flat White” (popular en Estados Unidos o Australia). En todas estas bebidas, la “actriz secundaria” (aunque no menos importante), es la leche, razón por la que siempre habrá que elegir la de mayor calidad y procesarla de la forma más cuidadosa para que el resultado de nuestro café sea excelente.

¿Cómo hacer espuma de leche en casa?

Para hacer un capuccino ‘decente’ no hace falta ser barista… El capuccino es uno de los cafés más solicitados en los establecimientos de todo el mundo, pero a la hora de hacerlo en casa, son pocos los que se atreven a llevar a cabo esta forma de preparar el café. ¿La razón? Muchos no saben cómo hacer su característica espuma de leche. En este post te damos algunos trucos para preparar espuma de leche en casa de manera rápida y fácil.

¿Qué es una cata de café a la brasileña?

La cata de café a la brasileña, popularmente conocida como “cata brasileña”, es el método más recurrente a la hora de evaluar la calidad de los cafés de origen. Durante el desarrollo de este procedimiento, se analizan las características más significativas de la materia prima y se puntúa. Los baristas y los expertos en el mundo del café consideramos que es el método más completo a la hora de realizar un examen, ficha o descripción de un determinado tipo de café de origen.

Café y cafeína: Mitos y verdades sobre su consumo

En primer lugar, ¿sabes de donde proviene la cafeína? La cafeína es un alcaloide vegetal del grupo de las xantinas que se encuentra en algunos productos como el café, el té o el chocolate, entre otros, y que actúa como estimulante del sistema nervioso central, cardiotónico y diurético. La cafeína fue descubierta en 1819 por el químico alemán Friedlieb Ferdinand Runge, acuñando el término ”Kaffein”, aunque también otros nombres como guarenina, teína o mateína, en función a la planta de la cual haya sido extraída.